Desde entonces, se han reportado más de 907 mil muertes y 28 millones de contagios en todo el mundo y el continente americano se ha convertido en el epicentro de la crisis global.

REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Este viernes se cumple el primer

semestre desde que la Organización Mundial de la Salud declaró al nuevo

coronavirus como una pandemia.


Desde entonces, se han reportado más de 907 mil muertes y 28 millones de contagios en todo el mundo y el continente americano se ha convertido en el epicentro de la crisis global.



La cifra de contagios globales de coronavirus roza hoy la barrera de los 28 millones y la de muertos supera la de los 900.000, seis meses después de que el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, declarara que la COVID-19 se había convertido en una pandemia.


Los casos en el mundo se elevan ya a 27,97 millones, después de que se notificaran más de 250.000 en la última jornada, y los fallecidos suman 905.426, según las estadísticas del organismo, con sede en Ginebra