Apresados - Archivo

PARÍS.- Once personas se encuentran detenidas hoy en relación con el espectacular robo el pasado verano a un príncipe saudí en París, al que sustrajeron, según diversas fuentes, unos 250,000 euros, indican medios locales.

Los once arrestos tuvieron lugar en la región de París por orden de un juez que instruye el robo, el 17 de agosto pasado, del séquito del príncipe Abdel Aziz Ben Fahd, considerado el hijo preferido del difunto rey Fadh de Arabia Saudí, indicó la radio "RTL".

Se trata de personas fichadas por casos de delincuencia, algunos de ellos residentes en barrios de casas de protección oficial.

El atraco se produjo en la autopista que conduce hasta el aeropuerto de Le Bourget, especializado en vuelos privados y de negocios.

El príncipe y toda su comitiva habían abandonado el lujos hotel George V de la capital francesa y se dirigían al aeropuerto para subir a su jet privado.

En un momento en el que el multimillonario príncipe ya había llegado al aeródromo, uno de los vehículos de su caravana que iba algo retrasado, fue detenido por un grupo de ocho asaltantes armados que les desvalijaron el cargamento, entre el que había un maletín con 250.000 euros en billetes pequeños.

También se llevaron otros documentos, aunque según las fuentes saudíes, sin importancia diplomática.

Los malhechores, que actuaron con el rostro cubierto, quemaron posteriormente los coches en los que habían huido para borrar pistas.