Según cifras del martes del Ministerio de Salud de Haití, al menos 25 personas han fallecido de cólera desde que se confirmara un brote el 1 de octubre.

Washington.- La Organización Panamericana de la Salud (OPS) alertó este miércoles que la agitación civil y la situación de seguridad están dificultando los esfuerzos para contener y controlar el brote de cólera detectado en Haití.

La directora saliente de la OPS, Carissa Etienne, dijo en su rueda de prensa semanal que a fecha del 9 de octubre "Haití ha confirmado 21 casos y 18 muertes por cólera", aunque indicó que hay 260 casos sospechosos de confirmación en la zona que rodea Puerto Príncipe.

La responsable subrayó que una cuarta parte de esos casos son de menores de entre 1 y 4 años.

Según cifras del martes del Ministerio de Salud de Haití, al menos 25 personas han fallecido de cólera desde que se confirmara un brote el 1 de octubre. Actualmente hay al menos 263 casos sospechosos, 34 confirmados y 189 hospitalizados, siendo Puerto Príncipe y Cité-Soleil los puntos más impactados.

Etienne afirmó que, pese a la complicada situación de seguridad en Haití, las autoridades del país saben cómo manejar el cólera, ya que cuentan con la experiencia y el conocimiento técnico necesario para afrontarlo.

La directora de la OPS apuntó que las condiciones de seguridad afectan también otras prioridades sanitarias, como las campañas de vacunación, los programas contra la malaria, la tuberculosis y el VIH, o los cuidados maternos.

"A día de hoy, por ejemplo, solo el 41% de los niños haitianos han recibido la vacunación completa frente al sarampión y el 51% frente al polio. Esto está por debajo de los niveles recomendados, y deja a Haití en un alto riesgo de más brotes", remarcó.

Etienne recomendó que para evitar que el panorama sanitario empeore debe garantizarse el acceso a servicios de salud y que los trabajadores del sector puedan llegar a las comunidades locales para reactivar la vigilancia y atender a la población.

En este contexto, afirmó que la OPS sigue trabajando de cerca con Haití y que está preparada para ayudar a las autoridades haitianas para afrontar el brote de cólera.