Castillo destacó que medidas similares ya se aplican en países como Rusia, Polonia, Corea del Sur, Indonesia y Moldavia, así como en siete estados de Estados Unidos.

REDACCIÓN.- El gobierno de Perú planteó la aplicación de "medidas drásticas" contra los violadores de menores, como la castración química, tras la conmoción que causó en el país una agresión contra una niña de 3 años, señaló el presidente Pedro Castillo este sábado.

"Los crímenes de violencia sexual contra los niños y niñas no serán tolerados por este gobierno ni quedarán impunes", afirmó el mandatario en un comunicado.

Castillo enfatizó que "este hecho atroz e inhumano", ocurrido en la ciudad norteña de Chiclayo, "lleva a una enorme reflexión como país para adoptar políticas públicas de Estado más severas que salvaguarden los derechos humanos de los más indefensos, que son nuestros niños y niñas", reseñó.

"La castración química es una opción, no podemos esperar más", enfatizó antes de indicar que para ser aplicable esta medida deberá ser incluida en el Código Penal, previa aprobación del Congreso.

Castillo destacó que medidas similares ya se aplican en países como Rusia, Polonia, Corea del Sur, Indonesia y Moldavia, así como en siete estados de Estados Unidos.