PUERTO PRÍNCIPE, Haití.- El presidente de Haití, Michel Martelly, pidió este viernes a la nación y a la comunidad internacionalmantener la serenidad y la confianza tras la dimisión del primer ministro, Garry Conille.

En un discurso de menos de un minuto y medio, Martelly invitó a la población a la "calma" y pidió a "los socios nacionales e internacionales deseosos de invertir en el país" mantener "la cabeza fría".

El gobernante, quien asumió el cargo en mayo pasado, dijo haberse puesto en contacto con los presidentes de las dos cámaras del Parlamento y que los tres se comprometieron a trabajar sobre la elección "rápida" del un nuevo primer ministro.

También aseguró que "se tomaron todas las disposiciones para que el Estado siga funcionando normalmente".

Martelly dijo lamentar que la dimisión de Conille se produzca justo en el momento en que su país estaba a punto de levantarse.

Asimismo pidió al pueblo que mantenga la confianza de que cumplirá con sus "promesas" electorales.

Conille dimitió hoy tras varias semanas de rumores acerca de desavenencias entre él y Martelly, quien aceptó oficialmente su renuncia, según un documento entregado a los medios de comunicación de Puerto Príncipe.