En la iniciativa presentada por Moreno también se contempló la estructuración de otros cargos adjuntos a la institución, tal es el caso de los magistrados principales y suplentes de las salas Administrativa, Electoral, Casación Civil, Casación Social y Casación Penal y de la Sala Constitucional.

REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Luego de varias semanas afinando detalles a través de la presentación de un Comité de Postulaciones, siguiendo con la inscripción, selección, evaluación y una amplía discusión; la Asamblea Nacional (AN) designará este martes a los nuevos magistrados que conformarán el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) por los próximos 12 años.

El proceso para reformar el Poder Judicial en Venezuela fue impulsado a finales del año 2021 por el actual presidente del TSJ, magistrado Maikel Moreno, quien le entregó al Parlamento una propuesta con el propósito de reducir el número de integrantes del máximo órgano de justicia de 32 a 20, con el fin de mejorar el funcionamiento de las distintas salas que lo integran.

En la iniciativa presentada por Moreno también se contempló la estructuración de otros cargos adjuntos a la institución, tal es el caso de los magistrados principales y suplentes de las salas Administrativa, Electoral, Casación Civil, Casación Social y Casación Penal y de la Sala Constitucional.

Tras avanzar en el proceso, Jorge Rodríguez, presidente de la AN, indicó el pasado viernes 25 de marzo que el Poder Legislativo retrasaba "por unas horas" la designación de los nuevos magistrados con el fin de "escuchar más voces" para "estar en condiciones de sentarnos otra vez aquí y presentarle al país a esas 20 magistradas o magistrados que dirigirán el proceso de administración de justicia".

La medida respondía a la petición del presidente y el vicepresidente del Comité de Postulaciones Judiciales, diputados Giuseppe Alessandrello y José Gregorio Correa, quienes argumentaron que la discusión carecía de tiempo y debía extenderse.

Sobre este tema, José Gregorio Correa declaró este lunes que la renovación de las autoridades judiciales es de suma importancia para el país en estos momentos, ya que a su juicio, nace del clamor de los ciudadanos de tener justicia al alcance de la mano en tiempo oportuno, adecuado y real.

“Esta reforma de la Ley es útil y buena, el problema ahora será implementarla, llevarla a cabo pero en lo teórico está muy bien y muy cercana a lo que se quiere para buscar la justicia, luego vendrá el cumplimiento”, agregó el parlamentario.

“Creo que la escogencia de los nuevos magistrados, necesitaba más diferimiento, le faltaba conversa; para mostrarle a Venezuela un TSJ al alcance de los ciudadanos”, expresó Correa.