Megan Alexandra Blankenbiller, de 31 años, no se vacunó porque esperaba convencer a su familia para que puedan hacerlo todos juntos. Falleció el pasado 24 de agosto.

REDACCIÓN.- Megan Alexandra Blankenbiller, una mujer de Florida (Estados Unidos) y que murió de COVID-19, rogó a sus seguidores de TikTok que se vacunen contra la enfermedad lo más pronto posible. Ella no lo hizo porque estaba esperando convencer a su familia para inmunizarse juntos, informó CNN.

“No debí haber esperado. Creo que, así estés solo el 70% seguro de vacunarte, hazlo. No esperes. Vacúnate”, indicó Blankenbiller. “Porque, con suerte, si te vacunas, no vas a terminar en un hospital como yo. ¿De acuerdo?”, añadió.

La joven de 31 años, que contaba con más de 15.000 de seguidores en TikTok, enfermó el pasado 13 de agosto. “Creo que esperar fue un error. No me vacuné y no porque soy anti-vacuna. Esperé demasiado. Estaba asustada. Durante varias semanas estuve pensando en vacunarme, estaba lista para hacerlo y, sinceramente, esperé porque estaba tratando de convencer a toda mi familia de hacerlo al mismo tiempo”, dijo en su video.

“Pero si tú estás en la misma situación y estás esperando convencer a alguien para que se vacune contigo: no lo hagas. Vacúnate”, agregó.

Blankenbiller, que ya había programado una cita para su madre y sus dos hermanas, falleció el pasado 24 de agosto, a tan solo nueve días después de haber publicado su último video de TikTok.

“Megan era una gran luz en este mundo. Incluso en sus últimos días, con poca fuerza, ella quería enviar un mensaje que pudiera ayudar a otros. (...) Varios amigos, familiares y extraños nos han dicho que vacunaron en honor al legado de Megan”, dijo Cristina Blankenbiller, hermana de la fallecida.

Poco más del 53% de los estadounidenses está completamente vacunado, incluidos casi dos tercios de la población adulta, según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). El coronavirus ha provocado la muerte a más de 649.000 personas en Estados Unidos.

Fuente: cnnespanol.cnn.com