El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia advirtió que los niños son los que sufren con dureza lo que califica como la peor crisis humana de Haití.


Al mostrar su preocupación, el jefe regional de Comunicaciones de Unicef, Laurent Duvillier, explicó que la situación en esa nación provoca el crecimiento de la malnutrición en los niños, muchos de los cuales dependen de una ayuda cuya llegada está en vilo por la violencia que desatan pandillas armadas en las zonas más vulnerables.