La confirmación de que la variante brasileña del COVID-19, considerada de mayor transmisibilidad, ya es una de las predominantes en el país y ataca principalmente a adultos jóvenes en algunas demarcaciones,  preocupa a especialistas quienes aseguran que en el país no tiene capacidad tecnológica para determinar si no existe la mutación de COVID-19 Delta como informó Salud Pública.