Fue sepultado el cuerpo de la joven Yamirelis Canela, quien fue asesinada por su esposo un sargento mayor de la policía nacional Ramón Emilio Lafontaine.