Fueron trasladados la madrugada de este miércoles los imputados por la Operación Coral, luego que la jueza Kenya Romero impusiera 18 meses de prisión preventiva en su contra y declarara complejo el caso iniciado hace dos semanas.