MOCA, República Dominicana.- Poblaciones del Cibao se lanzaron este miércoles a las calles en demanda de rebajas en los precios de los alimentos y los combustibles, así como mejoría en los servicios básicos.

La mayoría de los establecimientos comerciales en esa ciudad, de la provincia Espaillat, hansido paralizadas por 24 horas en apoyo al reclamo de los grupos populares.

El tránsito de los vehículos también se ha reducido significativamente en la zona del Cibao, hasta el punto de que jóvenes juegan béisbol en plena autopista Duarte.

Con la protesta, los moradores pretenden llamar la atención del Gobierno, ya que dijeron se sienten olvidados por el mismo.