La Policía Nacional informó que agentes adscritos al DICRIM capturaron ayer a uno de dos presuntos delincuentes señalados como los autores de la muerte del joven Nathanael González Belén (Nata), cuyo cadáver fue encontrado el pasado 22 de julio amordazado y amarrado, en estado de descomposición, en el asiento trasero del interior de su vehículo.


Se trata de Juan Oriel Aquino Polanco (El Gordo), de 30 años. Su detención, por parte de agentes policiales y representantes del Ministerio Público, se produjo en la calle Cristo de la Libertad, sector El Bonito de San Isidro.