En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Ocho razones por las cuales no logras bajar de peso

Ocho razones por las cuales no logras bajar de peso
Ocho razones por las cuales no logras bajar de peso

REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Las personas con sobrepeso y obesidad están en la búsqueda constante de métodos para perder peso, no solo preocupados por el aspecto de su figura sino porque entienden que es necesario para su bienestar.

En este sentido, está comprobado que una buena alimentación y una continua rutina de ejercicio son esenciales para lograr el objetivo.

Sin embargo, no son los únicos esfuerzos que se deben realizar, ya que hay muchos otros factores que influyen en la pérdida o aumento de peso.

Esto explica por qué algunos no logran alcanzar su peso ideal, a pesar de mantener una alimentación sana y controlada en calorías.

Si te sientes identificado con lo anterior, no dejes de conocer las 8 razones que podrían explicarlo.

1- Olvidas ingerir agua

La mayoría de los nutricionistas recomiendan consumir de 6 a 8 vasos de agua al día como complemento de una alimentación saludable.

Este valioso líquido es esencial para hidratar el cuerpo y apoyar el funcionamiento de sus sistemas más importantes.

Su consumo diario apoya los procesos de desintoxicación y, a su vez, contribuye a controlar la ansiedad por la comida.

2- Solo haces ejercicio cardiovascular

Es cierto que los ejercicios cardiovasculares tienen muchos beneficios para aquellos que están tratando de quemar grasa rápidamente.

No obstante, limitar la rutina de entrenamiento con esta variedad de actividades puede convertirse en un impedimento para alcanzar el peso deseado.

Los entrenadores profesionales aconsejan combinar cardio con ejercicios de fuerza para conseguir mejores resultados en menos tiempo.

3- Te excedes en las porciones

Por más saludables que sean los alimentos es importante entender que contienen calorías y, por lo tanto, su consumo excesivo también puede engordar.

Los frutos secos, el aceite de oliva y el chocolate son algunos ejemplos de las comidas saludables que deben ingerirse en pequeñas porciones.

4- No duermes lo suficiente

Las personas que tienen dificultades para alcanzar un sueño reparador tienden a engordar con más facilidad en comparación de aquellas que duermen bien.

Los trastornos del sueño influyen en el ritmo del metabolismo y en la actividad de las hormonas del hambre como la leptina y la grelina.

La leptina es aquella que se encarga de enviar señales al cerebro para que deje de comer, mientras que la grelina es la que le estimula el hambre.

Quienes padecen insomnio o duermen menos de lo adecuado tienen bajos niveles de leptina y un incremento en los de grelina.

Esto quiere decir que tienden a comer más y, por ende, su peso es mayor de lo adecuado.

Para solucionarlo se recomienda mantener una rutina de sueño con, por lo menos, 8 horas de descanso sin interrupciones.

5- Trabajas sentado todo el día

El estilo de vida moderno y la tecnología han llevado a muchas personas a permanecer sentados la mayor parte del día.

El tener que trabajar por horas continuas frente a la computadora o cualquier otro dispositivo ha aumentado de forma considerable el sedentarismo.

Para que esto no cause problemas en el metabolismo y el peso es primordial tomar descansos varias veces al día y, en lo posible, hacer una caminata corta o ejercicios.

6- Tienes un problema hormonal

Los problemas hormonales son una de las causas más habituales de las dificultades para perder peso.

Si bien muchos lo ignoran, hay algunas hormonas que influyen en la actividad del metabolismo y otros procesos vitales para mantener un peso equilibrado.

Trastornos hormonales como el hipotiroidismo, el síndrome de ovario poliquístico (SOP) y la resistencia a la insulina son algunos de los que impiden adelgazar.

Es primordial consultar con el médico sobre estos problemas, ya que suelen necesitar un control y tratamiento para mitigar sus síntomas.

Además, de confirmarse alguno, es conveniente mejorar la alimentación y medir el número de calorías.

7- Te mantienes estresado

Llevar un estilo de vida sometido continuamente al estrés tiene mucho que ver con los problemas para mantener un peso saludable.

El estrés incrementa los niveles de una hormona llamada cortisol que, además de afectar el bienestar emocional, aumenta el apetito y la tendencia a consumir más calorías.

8- Consumes muchas bebidas azucaradas

Los refrescos y gaseosas que venden en el mercado nunca podrán remplazar el agua y los jugos naturales, ya que no aportan nutrientes y contienen demasiada azúcar.

Aunque la mayoría de los consumidores lo ignoran, estas bebidas no hidratan el cuerpo y contienen calorías en exceso.

¿Identificado? Como lo acabas de ver, hay muchas otras cosas que pueden impedirte lograr un peso estable y sano.

Procura tomar todas las medidas necesarias y ten presente que debes aplicarlas junto con tu dieta y plan de ejercicios.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *