SANTO DOMINGO.- Sin pretensión de caer en un optimismo extremo, esta semana cierra con noticias halagueñas para la República Dominicana.

La economía crece a buen ritmo, recuperamos empleos, el sector privado anuncia nuevas inversiones y nuestra calificación de crédito-país es ratificada por las agencias internacionales.

Se percibe un ambiente favorable a la inversión y estamos muy bien como sujetos de crédito en el mercado internacional.

En el ambiente se nota un ánimo festivo, totalmente diferente a los meses de encierro e incertidumbre que vivimos con la circulación del coronavirus.

Traigo esto a colación porque los riesgos de salud persisten; no hemos superado la crisis sanitaria y tampoco sabemos qué pasará con la nueva variante del virus.

En el día de hoy recibimos otra noticia esperanzadora: estudios de prestigiosas universidades demuestran la efectividad de la tercera dosis.

En paralelo, uno observa también cómo los medios de comunicación publican que los centros de vacunación están vacíos. Esa parte es muy lamentable.

Deberíamos hacer un ejercicio de conciencia ciudadana para terminar de vacunarnos y, de esa manera, contribuir con un círculo virtuoso de recuperación económica y menos riesgos en salud.