Hace 35 años, Franklin Almeyda, a la sazón fogoso dirigente de un PLD en el que “Liberación” se subrayaba en rojo, tristemente se inmortalizó con esto: “La sociedad dominicana está dividida entre peledeístas y corruptos”.

Hace 35 años, Franklin Almeyda, a la sazón fogoso dirigente de un PLD en el que “Liberación” se subrayaba en rojo, tristemente se inmortalizó con esto: “La sociedad dominicana está dividida entre peledeístas y corruptos”. Desde entonces él ha madurado bastante y ya no se atrevería a repetirla, pero también ha engordado mucho, porque ha tenido que comerse esas palabras a diario, con tostones o con papas. Ahora con una nueva frase muestra algo de arrepentimiento: “Al PLD le falta humildad para reconocer las debilidades que tiene”. (¡Y, aunque no dijo cuáles son, es fantástico escuchar la palabra “humildad” en sus labios!).