En el censo que tienen una inversión de aproximadamente 3 mil 600 millones, participarán cerca de 35 mil trabajadores.

SANTO DOMINGO.- La vicepresidenta de la República se reunió este martes con el sector empresarial de cara al Censo Nacional de Población y Vivienda, en medio de críticas a la consulta por parte de representantes de la sociedad civil y legisladores de oposición, que aseguran que el cuestionario presenta incongruencias y que el país enfrenta situaciones que hacen que el proceso sea inviable en estos momentos.

A tan solo dos días para que el personal que trabajara en el censo toque las puertas de los ciudadanos para recopilar los datos, la vicepresidenta Raquel Peña le explicó a los empresarios como se realizará el censo y quienes son los representantes del gobierno que estarán en cada provincia.

"Queremos sellar con ustedes ese compromiso para que sepan quienes son los responsables del censo en cada una de las regiones. Necesitamos el apoyo del sector privado para garantizar el éxito del censo", manifestó la vicepresidenta.

Sin embargo, supuestas fallas en el cuestionario, la alegada intención de legalizar inmigrantes, además de la inseguridad ciudadana son parte de los puntos que señalan legisladores de oposición y miembros de la sociedad civil, por lo que piden que la consulta sea pospuesta.

Por su parte, Omar Fernández, diputado de la Fuerza del Pueblo, "tenemos un problema grave de inseguridad, que la gente no se siente segura al abrir sus puertas para que le cesen que bien podría estar disfrazado para atracarlo en su propio hogar como vemos que sucede constantemente".

La presidente del Foro de Mujeres en Defensa de la Vida, Damaris Patrocinio dijo: "Por cada 100 metros tenemos un haitiano no podemos hacer un censo en este momento histórico porque más haitianos no podemos tener y es para legalizar más de dos millones de indocumentados haitianos que tenemos en el país".

En una visita al Congreso, el precandidato presidencial del PLD, Abel Martínez, expresó su preocupación por la seguridad durante el censo y llamó al gobierno a ser cauteloso y no poner en riesgo a la sociedad dominicana.

Abel Martínez, precandidato presidencial del PLD expresó: "La población necesita un poco de paz. Sí, son importantes las informaciones, pero no podemos poner en riesgo los dominicanos y dominicanas".

Mientras que la diputada del PRM, Soraya Suárez, consideró que el rechazo a que se realice el censo en la fecha que se fijó responde a un supuesto plan para hacer fracasar la medición.

En el censo que tienen una inversión de aproximadamente 3 mil 600 millones, participarán cerca de 35 mil trabajadores.

A pesar de las críticas, la ONE informó que todo está listo para el Censo que inicia este jueves y concluye el próximo 23 de este mes.