El presidente Luis Abinader, anunció este sábado nuevas acciones para combatir las crisis económica y sanitaria a raíz de la pandemia del coronavirus, al ofrecer su primer discurso de rendición de cuentas.

SANTO DOMINGO.- El presidente Luis Abinader, anunció este sábado nuevas acciones para combatir las crisis económica y sanitaria a raíz de la pandemia del coronavirus, al ofrecer su primer discurso de rendición de cuentas.


Los graves efectos de la pandemia "han puesto a prueba" el sistema de salud y la economía dominicana, "lo que ha obligado a reorientar" los planes "y toda la acción gubernamental", dijo Abinader, quien asumió el poder el 16 de agosto de 2020.


En su alocución, Abinader también dio a conocer la instalación de una verja en la frontera con Haití y anunció medidas contra la corrupción y contra la delincuencia, cuestiones que figuran entre las que más preocupan a los ciudadanos del país.


INCENTIVOS A LA ECONOMÍA


El jefe de Estado dedicó buena parte de su discurso a las acciones emprendidas para reactivar la economía dominicana, la de mayor expansión en los últimos años en América Latina hasta la llegada de la pandemia y que terminó 2020 con una caída en torno al 6,7 %.


El gobernante hizo una mención especial al turismo, clave para la economía nacional, y para cuya recuperación se lanzó un plan en septiembre, con el objetivo de lograr recuperar más de 100.000 empleos directos perdidos, recordó.


Asimismo, anunció futuras inversiones en este sector, así como en el de viviendas, agropecuario, infraestructuras y las pequeñas y medias empresas.


Abinader informó de la construcción de un centro tecnológico en el país que se denominará DR Silicon Beach, emulando a la región californiana donde se asientan las grandes empresas del sector.


El crecimiento económico este año "será notorio", aseveró.


Por otro lado, anunció que en las próximas semanas enviará al Congreso Nacional un proyecto para revisar la ley de hidrocarburos, en medio de las alzas continuas del precio de los combustibles, que ha disparado los precios de diferentes productos de la canasta básica.


MÁS VACUNAS CONTRA LA COVID


La República Dominicana, que totaliza 239.009 contagios de covid-19 y 3.093 muertes, comenzó a vacunar contra la enfermedad el pasado 16 de febrero, un día después de la llegada de las primeras dosis, que hasta el momento suman 818.000.


En su discurso, Abinader anunció que el 80 % de los ciudadanos del país estará vacunado contra la covid-19 para finales de junio, al tiempo que informó de la compra de 8 millones de dosis adicionales de la vacuna del laboratorio chino Sinovac, la mitad de las cuales llegará en abril y el resto en mayo.


En tanto, en los "próximos días" se recibirán otras 90.000 vacunas de la India, mientras que AstraZeneca enviará 2 millones de dosis repartidas en dos cargamentos, que llegarán en marzo.


UNA VERJA EN LA FRONTERA CON HAITÍ


Abinader anunció la construcción, en el segundo semestre de este año, de una verja en la frontera con Haití, país con el que la República Dominicana comparte una frontera de casi 400 kilómetros donde son frecuentes las denuncias de tráfico de personas y contrabando de armas y animales.


También se colocarán sensores de movimiento, cámaras de reconocimiento facial, radares y sistemas de rayos infrarrojos, detalló.


"En un plazo de dos años, queremos poner fin a los graves problemas de inmigración ilegal, narcotráfico y transito de vehículos robados que padecemos desde hace años y lograr la protección de nuestra integridad territorial que llevamos buscando desde nuestra independencia", manifestó.


INSEGURIDAD Y CORRUPCIÓN


La inseguridad es una de las principales preocupaciones de los dominicanos, reconoció el mandatario, quien señaló que ya está "listo" el Plan Nacional de Seguridad para combatir este flagelo, aunque admitió que no bajarán los homicidios "sin un importante desarme de la población".


Al mismo tiempo, subrayó, su "lucha decidida" contra los feminicidios, que definió como "una tragedia nacional" y para el que se ha diseñado un plan, que incluye más recursos y la puesta en marcha de una docena de casas de acogida.


Abinader reafirmó su lucha contra la corrupción y a favor de una justicia independiente, al advertir de que en la República Dominicana "nadie quedará impune si comete un delito, ni nadie interferirá en su resolución".