SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El doctor Marino Feliz Rodríguez insistió en que el empresario José Luis Montás, mejor conocido como el Duro Motors, fue envenenado en la cárcel de la Victoria.

Dijo que la comisión designada por el presidente Leonel Fernández, para investigar la muerte del Duro Motors, no es la más crediticia para dar un informe acabado sobre la muerte de su cliente.

Sostuvo que el que encabeza las investigaciones es el director General de Prisiones, Manuel de Jesús Pérez Sánchez, a quien acusó de negligencia sobre los quebrantos que padecía el Duro Motors en La Victoria.

El abogado de la defensa del Duro Motors, insistió en el envenenamiento al participar en el programa “Tras las Huelas”, que conducen los periodistas José Cuevas y Celina Suriel y que se transmite todos los viernes de 8:00 a 9:00 de la noche por los canales Santo Domingo TV por el sistema de cable y 69 de UHF.

Acusó a la Dirección General de Prisiones y al Dispensario Médico de la cárcel de la Victoria de ser los culpables de la muerte de El Duro Motors, por según él, si se hubiesen puesto atención, a pesar del envenenamiento su cliente no se había muerto.

Aseguró que cuando el Duro Mortors quiso llegar al hospital Moscoso Puello, ya no había mucha cosa que hacer con su salud.

Aseguró que  el origen de la muerte del Duro Motors podría provenir de los colombianos envueltos en resonado caso de Paya.

José Luis Montás fue condenado a 30 años de prisión por su participaron en la matanza de la comunidad de ojo de Agua de Paya en la provincia Baní, donde fueron asesinado siete ciudadanos colombianos ligados al narcotráfico.