REDACCIÓN.-La sociedad Sparkles Management Services, Ltd., del grupo hotelero Lifestyle Holidays Vacation Club, aclaró que el proceso de compra de una aeronave adquirida por esa firma en el 2013, se llevó a cabo con la asesoría de una prestigiosa firma de abogados de los Estados Unidos y cumplió con todas las formalidades que establecen las leyes dominicanas.

En un comunicado emitido anoche, la empresa turística explica que la aeronave tiene matrícula estadounidense y durante su último mantenimiento en la ciudad de Florida se requirió a la autoridad competente un cambio en su numeración para que cumpliera normas de la aviación de Estados Unidos e incluyera algunos símbolos relacionados con el grupo empresarial y la pareja de esposos que lo preside.Indica la declaración que la empresa se ha enterado de la situación por los medios digitales de información y no por la autoridad competente. “Con la transparencia que nos caracteriza, ponemos a disposición de dichas autoridades cuantas informaciones nos sean requeridas con el fin de esclarecer cualquier mal entendido y a estos fines hemos apoderado a una reputada firma de abogados”.

A continuación parte del texto íntegro. “La sociedad Sparkles Management Services, Ltd., del grupo hotelero Lifestyle Holidays Vacation Club, en relación a los hechos ocurridos el día de ayer, relacionados con la aeronave Gulfstream G-1159 estacionada en el aeropuerto internacional Gregorio Luperón de Puerto Plata, tiene interés en aclarar y hacer de público conocimiento lo siguiente:

“Que la propietaria actual de la aeronave es la sociedad Secure Aircorp Inc., la cual es a su vez propiedad en un 100%, de la sociedad Sparkles Management Services Ltd., del Grupo Lifestyle.

“La empresa, de reconocida solvencia moral y económica, se ha enterado de la situación por los medios digitales de información y no por la autoridad competente. Con la transparencia que nos caracteriza, ponemos a disposición de dichas autoridades cuantas informaciones nos sean requeridas con el fin de esclarecer cualquier mal entendido y a estos fines hemos apoderado a una reputada firma de abogados”.