En tanto que en el sector La Ciénaga, el panorama es alentador para sus moradores.

Por: Ramón Peguero

SANTO DOMINGO.- Las aguas del río Ozama han inundado varias viviendas  del sector el Dique de Santo Domingo Este, mientras sus habitantes aclaran que pese a la situación  no la abandonarán.

En tanto que en el sector La Ciénaga, el panorama es alentador para sus moradores.

Juan Antonio García trata de salvar algunos ajuares para evitar que las aguas del río Ozama que de manera repentina penetraron este sábado a su vivienda destruyan lo poco que tiene.

A pesar del peligro que enfrenta con sus hijos, García aclara que no la abandonará  por temor a que le roben.

El afluente presenta una gran corriente de agua,  lo que mantiene desesperada a Alejandrina Reyes, quien reside en esta vivienda,  que está apunto de inundarse.

Los moradores del sector el Dique de Santo Domingo Este, claman mayor atención de las autoridades.

En el sector La Ciénaga del Distrito Nacional el panorama es diferente.

Las 14 familias que  permanecieron por tres días  en la cuarta planta del cuerpo de bomberos que fue habilitado como refugio por la alcaldía del Distrito Nacional, ya retornaron a sus viviendas.

Pero como manera preventiva estas personas mantienen sus ajuares recogidos para evitar que ante una posible crecida del río sus ajuares se destruyan