“Cumpliendo con lo que debemos, dando lo mejor de nosotros, a favor de la educación, porque al final eso puede garantizar que nuestros estudiantes sigan hacia adelante”, manifestó la directora.

Por Jayssi Capellán  

SANTO DOMINGO.- Tras pausarse el concurso de oposición docente, el déficit de profesores en las escuelas, que iniciaron hace una semana las clases presenciales, obliga a los directores a buscar alternativas para evitar retrasos en la docencia de este año escolar.

Que los profesores de esta escuela no sean nombrados pronto, tras pasar el concurso de oposición docentes, llena de incertidumbre a la directiva del centro, que costea la nómina de al menos 10 maestros con los ingresos que recibe por la modalidad semi privada del centro educativo.

Algunos de esos maestros esperan con ansias el concurso para mejorar su desempeño y calidad de vida.

Asimismo en otros centros educativos como la Primaria Leoncio Manzueta, en Villa Mella, utilizan profesores de otras áreas, como inglés y Educación Física, para cubrir el déficit de profesores que afecta al menos a 300 estudiantes en ese centro educativo.

En tanto que en el Politécnico Francisco Alberto Caamaño Deñó, en la misma demarcación, iniciaron las clases de este año escolar, virtuales, ya que además de la falta de maestros que afecta a 18 secciones, requieren personal de apoyo.

El personal de los centros educativos recorridos espera que para el mes de octubre se concluya con el concurso de oposición docente y se asignen a los profesores que necesitan para concluir satisfactoriamente el año escolar.