Un mayor retirado de la Policía ultimó a dos hombres, porque según vecinos los occisos evitaban que éste golpeara a su pareja de 20 años, en un hecho ocurrido en Buenos Aires de Herrera, municipio Santo Domingo Oeste

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Un mayor retirado de la Policía ultimó a dos hombres, porque según vecinos los occisos evitaban que éste golpeara a su pareja de 20 años, en un hecho ocurrido en Buenos Aires de Herrera, municipio Santo Domingo Oeste.

Dolor, llanto e impotencia viven dos familias a la que un retirado policía le segó la vida de dos de sus miembros.

Vecinos narran que esta es la vivienda donde una joven solo identificada como Eliza se guareció para evitar ser maltratada por su pareja, el ex uniformado Rafael Isidro Perozo.

Los parientes de Ángel Luis Castillo Sánchez de 21 años y de Francisco Javier Fermín Martínez de 29 exigen justicia.

Con este hecho cinco niños quedan en la orfandad.

El joven Castillo Sánchez de 21 años era repartidor de periódicos, mientras Fermín Martínez trabajaba de motoconcho y según la policía el Mayor retirado esta detenido.