En tanto aquí en el país, legisladores de diferentes bancadas respaldaron que la comunidad internacional propicie un diálogo de entendimiento en Haití y propusieron que la Republica Dominicana  sirva de  escenario.

SANTO DOMINGO.- El primer ministro interino de Haití, Claude Joseph, anunció este lunes que dejará el cargo para que lo asuma desde mañana martes el neurocirujano Ariel Henry, quien fue nominado a ese puesto por el asesinado presidente Jovenel Moïse sólo dos días antes del homicidio.

En tanto aquí en el país, legisladores de diferentes bancadas respaldaron que la comunidad internacional propicie un diálogo de entendimiento en Haití y propusieron que la República Dominicana  sirva de  escenario.

A más de 10 días del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moise, ese país se prepara para este martes  que Ariel Henry  (Anrí) asuma la jefatura del gobierno en medio de la crisis política y de vació de poder en que quedó el país tras el magnicidio.

En una entrevista con el diario estadounidense The Washington Post, Claude Joseph dijo que él y Henry se habían reuniendo en privado durante la semana pasada en un intento por resolver la disputa de liderazgo, y que finalmente había acordado el domingo renunciar "por el bien de la nación".

De inmediato el primer ministro designado Ariel Henry dio un mensaje a la nación

Detalló que no estaba interesado en esa batalla por el poder.

Insistió que el presidente era su amigo y él sólo estaba interesado en la justicia.

Joseph ocupaba el cargo como primer ministro interino desde el 14 de abril, mientras que Moïse nominó a Henry (anrí) el 5 de julio, pero aún esperaba ser ratificado.

Henry (Anrí) dijo que a partir del martes comenzará a realizar  encuentros con los representantes de las fuerzas vivas de la nación con miras de construir un consenso suficiente para un acuerdo político.

En tanto en el país, legisladores entienden que el gobierno a través de la cancillería con la intención de buscar una salida a la crisis haitiana, propicie un dialogo que ayude a resolver la crisis agudizada con el asesinato de su presidente Juvenal Moise.

 

El Gobierno estadounidense valoró este lunes que los dirigentes haitianos estén "trabajando juntos" para que el país avance tras el asesinato de su presidente Jovenel Moise e insistió en que quienes dirijan desde el poder lo encaminen  a unas elecciones libres.