PUERTO PLATA.- Las nuevas autoridades del municipio de Puerto Plata denunciaron  que encontraron deudas ascendentes a más de 110 millones de pesos de la saliente administración del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

Así lo afirmó en nota de prensa la administración del alcalde Roquelito García, del Partido Revolucionario Moderno (PRM) , que aseguró que lo que encontraron en el ayuntamiento “fue una caja vacía (…) no hay dinero ni para comprar una escoba, hasta el punto de que el anterior alcalde en los últimos tres días de su gestión, emitió decenas de cheques que superan los 20 millones de pesos, en donde figuran las cancelaciones de sus cinco principales colaboradores, lo cual provocó un sobregiro y una falta de liquidez para el accionar cotidiano del cabildo”.

Asimismo, detalló que las cuentas que están en números rojos, son las de Gastos y Servicios Municipales, Gastos de Personal, Cuenta Especial, Cuenta de Inversión además de Genero y Salud, ascendiendo todas a la suma en negativo (sobregiro) de 4 millones 473 mil 471 pesos.

Declaró que solo de teléfonos móviles se debe actualmente RD$547,421.00, de la Tesorería de la Seguridad Social (TSS) se adeuda la suma de RD$ 2, 440, 717.65, pero además el Seguro Médico de los empleados municipales se encuentra suspendido desde el pasado mes de febrero, debido específicamente a la falta de pago.

Por tal situación, el alcalde García pedirá al Consejo de Regidores solicitar una auditoría ante la Cámara de Cuentas de la República Dominicana y contratará a una firma privada de auditores para que lleven a cabo una auditoría forense de las finanzas públicas.

El edil dijo que dependiendo del resultado de las auditorías solicitadas se accionará en justicia siempre que procedan y autorizó al departamento legal a dar seguimiento para que si existen irregularidades, actuar contra quien o quienes resulten implicados.

Advirtió que el pago correspondiente al mes de mayo, lo hará de forma personalizada y a través de cheques, para determinar quiénes en realidad trabajan, ya que irónicamente el 60% de la empleomanía de la administración anterior, corresponde a mucha gente que cobra sin trabajar (botellas).

“También añadió que durante el año 2019, desde el cabildo se auspició unas 20 obras, de las cuales no fueron concluidas ni la mitad, pero en los primeros 4 meses del cursante año 2020, aparecen 29 obras de las cuales muchas han sido finalizadas pero no pagadas, cuyo aval financiero no aparece registrado en el departamento de Contabilidad”, detalla una  nota de prensa.

Sobre las cuentas por pagar que corresponden a proyectos ejecutados por el cabildo en la administración anterior, no aparecen en los registros contables, debido a que se manejaban de forma discrecional, violando los procedimientos contables y de auditorías.