También indicaron que ocuparon cientos de documento y un arma de fuego calibre 9 fab92, además de dinero en efectivo.

SANTO DOMINGO.- En los allanamientos desarrollados por el Ministerio Público con los que desmanteló una red que supuestamente se dedicaba a la trata de personas, las autoridades ocuparon por lo menos 127 pasaportes de ciudadanos extranjeros, dinero en efectivo y aproximadamente RD$116 mil y 383 dólares, indicó el órgano persecutor en un comunicado de prensa.

Con la Operación Iguana también indicaron que ocuparon cientos de documento y un arma de fuego calibre 9 fab92.

Explicaron que el desmantelamiento de la red se llevó a cabo en el marco de la investigación del Caso La Placa, por el que el 8 de diciembre del  pasado año, fue arrestado en flagrante delito Deivi Novas Reyes, quien transportaba de manera ilegal, a bordo de una motocicleta, a una cubana con su hija de siete años.

El arresto de Novas Reyes se produjo en el puesto de chequeo fronterizo del Cuerpo Especializado en Seguridad Fronteriza (Cesfront) y de la Dirección General de Migración, conocido como La Bomba, ubicada en la sección Mal.

Paso de Jimaní

En poder del imputado fue ocupado un carnet de empleado del Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados (Inapa), a nombre de Yonathan Batista, el cual posee una fotografía con la imagen de Deivi Novas Reyes, y que utilizó, en principio, para identificarse frente a los agentes actuantes.

Igualmente, producto de esas actuaciones se ocupó en poder de la señora Yilian Salas Lores, cuatro pasaportes, uno a su nombre y otros tres que corresponden a dos niñas y a una cubana.