Según escribió en la publicación, aunque le tocaba ocupar el lugar de Verónica Estrella en ese vuelo, se tuvo que ausentar por motivos de salud.

SANTO DOMINGO.- Llorando hasta tener que sedarse para poder parar las lagrimas es el estado en el que se encuentra la azafata Jasmin Ramírez, quien estaba supuesta a volar en el avión que se accidentó este miércoles próximo al Aeropuerto Internacional de las Américas y que dejó sin vida a todos los ocupantes del mismo.

A través de una historia en su cuenta de la red social Instagram la joven afirmó que "mi corazón está devastado".

Según escribió en la publicación, aunque le tocaba ocupar el lugar de Verónica Estrella en ese vuelo, se tuvo que ausentar por motivos de salud.

"Por motivos de salud Dios me impidió estar en ese fatídico vuelo" afirmó.

La joven definió al piloto y copiloto de la aeronave, Luis Alberto Eljuri Tancredo y Víctor Emilio Herrera respectivamente, como dos excelentes profesionales y seres humanos excepcionales.

El jet  privado se accidentó luego de que saliera desde el Aeropuerto Internacional La Isabela  Presidente Doctor Joaquín Balaguer con destino al aeropuerto Aeropuerto de Opa-locka en la ciudad de Miami.

Además de los tres tripulantes los pasajeros que fallecieron son: Debbie Von Marie Jiménez García, José Ángel Hernández, Kellyan Hernández Pena, Jayden Hernández, Yeilianys Jeishlimar Meléndez Jiménez, Jassiel Yabdiel Silva Y Veronica Estrella.

Se trata de  la aeronave HI1050 tipo Gulfstream GIVSP la cual pertenece a la compañía Helidosa Aviation Group.

Según denunció Manny Hernández, hermano de José Ángel Hernández, mejor conocido como "Flow La Movie", el productor artístico que murió en el accidente aéreo, el jet privado no estaba en condiciones de volar.

Según informó el hermano Hernández, una persona encargada de cargar las maletas dijo que la accidentada aeronave llevaba un espacio de dos horas recibiendo atenciones de un mecánico por lo que pensaron abordar otro vuelo; sin embargo, de acuerdo con lo comunicado por el capitán el mecánico había comunicado que la aeronave estaba lista para volar.