Foto de archivo

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El Banco Central de la República Dominicana informó este miércoles que la inflación del mes de septiembre, medida por la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC), fue de 0,19 % respecto al mes de agosto del presente año.

La institución precisa que la inflación acumulada en los primeros nueve meses del año se ubicó en 2,53 %, menor que el 3,57 % alcanzado en igual lapso del año anterior, y la anualizada medida desde septiembre 2013 hasta septiembre 2014, se situó en 2,83 %, resultados que apuntan a que la inflación finalizaría el presente año 2014 en torno al límite inferior del rango-meta de 4.5 % ± 1 % establecido por las autoridades monetarias.

El informe dado a conocer por el organismo rector de la política monetaria indica que la inflación subyacente anualizada se redujo de 3,26 % en agosto a 3,07 % en septiembre. Este indicador mide la tendencia inflacionaria de origen monetario, aislando los efectos de factores exógenos y reduciendo la volatilidad del IPC general, lo que permite extraer señales más claras para la conducción de la política monetaria.

El estudio revela que el grupo de mayor incidencia en el IPC del mes de septiembre fue Alimentos y Bebidas No Alcohólicas al registrar una variación de 0,73 %. En menor medida incidieron los grupos Educación y Restaurantes y Hoteles al crecer 1,66 % y 0,24 % respectivamente. En sentido contrario, el grupo Transporte experimentó una variación de -0,58 %, contribuyendo de esta manera a que el crecimiento del índice general no fuese de mayor magnitud.

El IPC del grupo Alimentos y Bebidas No Alcohólicas tuvo una variación de 0,73 % explicada principalmente por las alzas de precios del pollo fresco (2,24 %), plátanos verdes (2,14 %), tomates (18,17 %), guandules verdes (4,60 %), caldo de pollo (1,66 %), salami (0,90 %), ajíes (4,70 %) y leche evaporada (1,78 %). Cabe destacar, dentro de este grupo, que el precio promedio de los aguacates registró una disminución de 10,24 por ciento.

La variación de -0,58 % del grupo Transporte se sustenta en las reducciones experimentadas en los precios de las gasolinas regular (-1,77 %), premium (-1,82 %), gas licuado de petróleo para vehículos (-0.70%) y gasoil (-1.84%), debido a los ajustes semanales dispuestos por el Ministerio de Industria y Comercio en cumplimiento de la Ley 112-00 sobre Hidrocarburos. Incidió además la disminución en los precios de los pasajes aéreos (-9,56 %).

El IPC de los bienes y servicios transables, aquellos que pueden exportarse e importarse libres de restricciones, arrojó una variación negativa de 0,04 %, lo que responde básicamente a la disminución de precios de las gasolinas, gasoil, gas licuado de petróleo para uso doméstico (GLP), pasajes aéreos y aguacates.

El índice de los bienes y servicios no transables, los que por su naturaleza sólo pueden comercializarse dentro de la economía que los produce, o están sujetos a medidas que limitan las importaciones , registraron una variación de 0,45 %, debido fundamentalmente a las alzas experimentadas en los precios de pollo fresco, leche evaporada, de los servicios de enseñanza, de reparación de vehículos, transporte en motoconcho, servicio doméstico y los servicios de comida que contienen pollo preparadas fuera del hogar.

El análisis de los precios por regiones geográficas arrojan tasas con niveles ligeramente inferiores en las regiones Ozama, que comprende el Distrito Nacional y la provincia Santo Domingo, y la Región Norte, ambas con un crecimiento de 0.19%. El IPC de la región Este experimentó un incremento de 0.21% y el de la región Sur 0.24%. Las menores tasas verificadas en las regiones Ozama y Norte se sustentan en la caída más acentuada del IPC del grupo Transporte en estas regiones, por el efecto adicional de la disminución en los precios de los pasajes aéreos y la variación negativa registrada en el grupo Recreación y Cultura.

La variación del IPC por estratos socioeconómicos revela que los quintiles de menores gastos (1, 2 y 3) experimentaron tasas de crecimiento más elevadas, debido a la mayor incidencia que tienen los bienes alimenticios en sus canastas. En este sentido, el índice del quintil 1 creció 0.38%, en tanto que los quintiles de mayores gastos (4 y 5) registraron variaciones de 0.19% y 0.08%, respectivamente, debido básicamente a la baja en los precios de los combustibles y otros componentes del grupo Transporte, que tienen un mayor peso relativo en sus canastas de bienes y servicios.