En tanto que la frontera se mantiene estrictamente vigilada por efectivos militares, cuyo número ha sido incrementado en unos 13 mil.

JIMANÍ.- La situación en Jimaní es "insostenible" calificaron este lunes motoconchistas, al señalar que es casi imposible conseguir combustibles en zona fronteriza, debido a que una cantidad importante de haitianos se están abasteciendo básicamente de la gasolina en esta demarcación que solo cuenta con una estación de carburantes.

Algunos dominicanos consideran que el combustible lo están vendiendo al doble de su precio a los extranjeros.

Es prácticamente una quimera para los dominicanos que residen Jimaní abastecerse de combustible, específicamente de gasolina que esta mañana se había agotado.

Una hilera de vehículos con placa haitiana se observa próximo a la bomba a la espera de abastecerse de los carburantes para volver a su país.

La estación de combustible se mantenía militarizada para evitar la venta de combustible en garrafón.

Sin embargo, algunos dominicanos se abastencían de gasolina para revenderla muy por encima de su valor en el mercado.

Mientras el paso de patanas hacia Haití es casi nulo, debido al peligro que representa por la crisis política y social en ese país.

En tanto que la frontera se mantiene estrictamente vigilada por efectivos militares, cuyo número ha sido incrementado en unos 13 mil.

Ante el desabasteciemiento de combustibles en Jimaní, los usuarios del carburante pide al gobierno intervenir para evitar que la situación se agudice y se salga de las manos.