Sin importar las veces que algunas personas dicen que no a la vacuna contra el Coronavirus, con una hielera colgada al hombro, estas brigadas de salud buscan la forma de motivarlos y llamar su atención.

SANTO DOMINGO.- Las brigadas de Salud recorren las calles de la provincia Santo Domingo en busca de las personas que se niegan a vacunarse contra el coronavirus, lo que ha mantenido a esa demarcación como una de las más rezagadas en el proceso de inmunización, en medio de temores de que la apertura a clases presenciales puedan generar un nuevo repunte de la pandemia.

Sin importar las veces que algunas personas dicen que no a la vacuna contra el Coronavirus, con una hielera colgada al hombro, estas brigadas de salud buscan la forma de motivarlos y llamar su atención.

Y es que debido a la poca cantidad de personas que están acudiendo en las últimas semanas a los puestos de inoculación fijos, este personal ha intensificado la estrategia de vacunación casa por casa.

Desde hace semanas en Santo Domingo Este se ha estado realizando la jornada de vacunación en las viviendas y ya se han inoculado más de 5 mil personas, según las autoridades sanitarias de ese municipio.

Además de ir hasta los hogares de los no vacunados, Salud Pública busca acercar hasta las comunidades los centros de inmunización colocando unidades móviles.

Mientras menos de la mitad de la población de la provincia Santo Domingo se ha vacunado con dos dosis, esta demarcación sigue siendo una de las que más casos de COVID-19 registra y desde que inició la pandemia se han identificado más de 76 mil contagios.