En cambio, la Asociación Dominicana de Administradoras de Riesgos de Salud y el Consejo Nacional de Empresas Privadas, rechazan la convocatoria a paro por parte de los médicos. 

Por Gabriela Andújar 

SANTO DOMINGO.- En medio de la advertencia y reclamos de que se garanticen los servicios, el Colegio Médico ratificó este domingo el llamado a huelga por 7 días en conjunto con el Consejo de Sociedades Médicas Especializadas.

En cambio, la Asociación Dominicana de Administradoras de Riesgos de Salud y el Consejo Nacional de Empresas Privadas, rechazan la convocatoria a paro por parte de los médicos.

En solo horas los afiliados a la aseguradora MAPFRE no recibirán servicios médicos a nivel nacional. El paro inicia desde este lunes 10 hasta el domingo 16 de mayo, debido a que el Colegio Médico fortaleció su lucha, a pesar del llamado a la prudencia por parte de las asociaciones de aseguradoras.

En demanda a consensuar los tarifarios, códigos, glosas y recetas, Suero enfatizó que su contienda además de salvaguardar los derechos médicos, es en defensa de la población dominicana y por la economía de la canasta nacional de salud.

El presidente del Colegio Médico aclaró que solo las ARS: Humano, Universal y Mapfre (antigua Palic) pertenecientes a la Asociación Dominicana de Administradoras de Riesgos de Salud, son las que no despachan medicamentos en las farmacias si el médico no tiene un código.

La ley 87-01 de Seguridad Social establece que los honorarios médicos deben ser revisados cada año y desde el 2007  se mantienen los mismos códigos y tarifas, aseguró Nicasio, quien consideró que el gobierno tiene la obligación de resolver este conflicto producto de la violación de esa ley durante 14 años.

En tanto, el Consejo Nacional de Empresas Privadas emitió un comunicado donde llama al diálogo y a la prudencia para así garantizar los derechos fundamentales de los usuarios.

En ese sentido, la Asociación Dominicana de Administradoras de Riesgos de Salud hizo un llamado a la sensatez y solicitó al Colegio Médico dejar sin efecto el paro, debido a que impactaría a más de 4 millones de afiliados.