Piden también ser reubicados, para seguir trabajando y pagar las deudas asumidas para emprender en esos negocios.

BOCA CHICA.- Un día después de producirse el incendio que redujo a cenizas la Plaza del Pescado y un Restaurante en Boca Chica; donde más de 50 personas quedaron sin fuentes de ingreso, los afectados piden a las autoridades ir en su auxilio ya que ese era su único sustento.

Sin poder articular palabras se encuentra Miledis Sosa, que a más 24 horas de originarse el siniestro, aún no asimila que perdió su fuente de ingresos en un abrir y cerrar de ojos.

Otra de las afectadas es Jeny Sosa, laboraba en la caseta número 16, que el fuego consumió, su preocupación este martes es que no tiene como llevar el sustento de sus 10 hijos.

Los vendedores aseguran el incendio consumió toda la mercancía comprada el lunes.

En el Restaurante había 21 casetas habilitadas, de las cuales 17 estaban alquiladas por un monto de 16 mil pesos cada una.

Los vendedores buscaban en los escombros recuperar parte de sus pertenencias. Ahora piden a las autoridades ser reubicados, para seguir trabajando y pagar las deudas asumidas para emprender en esos negocios.