Manifestó que contra el imputado no hay un delito previo ni tampoco un delito base.

SANTO DOMINGO.- La defensa de Víctor Díaz Rúa, principal implicado en el Caso Odebrecht, al hablar de los supuestos lavados de activos del acusado, dijo que tocar este tema es la parte “más sensible del caso, pero es la más fácil”, ya que el Ministerio Público no tiene ningún elemento probatorio.

Manifestó que contra el imputado no hay un delito previo ni tampoco un delito base.

“Si no hay enriquecimiento ilícito, si no hay sobornos, si no hay cohechos, si no hay sobornos pre nacional, si no hay incompatibilidades, no puede haber lavado, porque no hay un delito previo, no hay un delito base”.

Ayer el procurador adjunto Wilson Camacho afirmó que la defensa sigue sin fundamentos para revertir la acusación presentada en contra de Víctor Díaz Rúa por el Ministerio Público en el juicio de fondo contra los seis imputados por los sobornos distribuidos por Odebrecht en República Dominicana.

“A estas alturas del juego, la defensa, y en este caso específico, la defensa de Víctor Díaz Rúa, sigue sin poder afectar la acusación del Ministerio Público”, dijo el titular de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca).

“No puede ser de otra manera, cuando la propia defensa al inicio del juicio en el día de hoy reconoce que un testigo del Ministerio Público, Mauricio Dantas Bezerra, vincula en este caso a tres personas y esas tres personas, que, incluso, ellos mismos reconocen, se trata de Víctor Díaz Rúa, Conrado Pittaluga y Ángel Rondón Rijo”, indicó.

Camacho dijo que de esa manera no hay forma de que pueda llevar razón la defensa, “y nosotros entendemos que estas afirmaciones que ni la propia defensa puede negar y las evidencias de corroboración que ha presentado el Ministerio Público nos darán la razón al final de este proceso”.