Laura Hernández Román, directora de la Oficina Nacional de Defensa Pública

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La directora de la Oficina de la Defensoría Pública, Laura Hernández advirtió este jueves que el servicio que ofrecen está a punto de "colapsar" por el bajo presupuesto con el que opera esa dependencia y censuró que el Gobierno no haya dispuesto un aumento en las partidas que recibirán el año próximo.

La abogada denunció que las autoridades del Ejecutivo dispusieron en el presupuesto nacional una partida de algo más de 315 millones de pesos para el año próximo, que es igual al monto destinado para este año.

"Todo el país conoce la precariedad en la que se desenvuelven los defensores públicos, que estamos desbordados de trabajo en las 23 oficinas que operamos, y que aún no hemos podido abrir otras 12 por falta de recursos", dijo Hernández, tras reunirse con la presidenta del Senado, Cristina Lizardo, en su despacho del Congreso Nacional.

Hernández calificó de "desastrosa" la situación en la que realizan su trabajo los defensores públicos y defendió los reclamos "justos" que realizan ante el Gobierno y ante el Congreso de la República.

"No podemos continuar en esa situación, lamentablemente esto es así y estamos cansados de denunciarlo", expuso la letrada, quien justificó las marchas de protestas que han escenificado los defensores públicos para hacer oír sus reclamos.