SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El presidente de la Confederación Nacional de Transportistas Unificados, Ramón Pérez Figuereo, depositó este martes en el Departamento de Prevención de la Corrupción Administrativa (DPCA), un documento mediante el cual pide que se investiguen las irregularidades que vienen observándose en la Oficina Metropolitana de Servicio de Autobuses (OMSA).

Dijo que las anomalías se han hecho a través de una licitación para operar las rutas alimentadoras del Metro, las cuales se entregaron a cuatro talleres que no son empresas de transporte, omitiendo a los sindicalistas del ramo.