Entre lágrimas, los empleados que acudieron hoy al ministerio expresaron las cualidades del fallecido titular de esa institución.

SANTO DOMINGO.- Tras el tiroteo donde perdió la vida el ministro de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera y donde se vivieron momentos de tensión, este martes retornó la calma a esta institución donde las labores fueron suspendidas hasta nuevo aviso.

Este homicidio, que ha consternado a la sociedad, dejó al descubierto la ineficiencia de la seguridad en el edificio que alberga los ministerios de Medio Ambiente y Turismo, donde el confeso atacante pudo ingresar armado por la puerta principal y, aparentemente, usar la misma vía para salir luego de cometer el hecho.

Los empleados que acudieron en horas de la mañana a este ministerio para realizar sus labores como de costumbre fueron despachados a sus casas y al salir algunos entre lágrimas expresaron las cualidades que definían al fallecido ministro Orlando Jorge Mera.

Tras el tiroteo donde perdió la vida el titular de esta institución y donde se vivieron momentos de tensión, este martes, algunos empleados recordaron la desesperación que vivieron y otros manifestaron que el interés de proteger el medio ambiente podría haber sido la causa de su muerte.

Pese a que existe un protocolo para acceder a los ministerios y las instituciones públicas, este incidente destapa la inseguridad que existe incluso dentro de los despachos.

Las inmediaciones del edificio lucían tranquilas y algunos miembros del cuerpo del orden realizaban recorridos en el entorno.

También se observaron empleados del Ministerio de Turismo acceder al lugar debido a que comparten las mismas instalaciones.