SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Las autoridades migratorias impidieron la entrada o deportaron a sus respectivos países a 11,227 extranjeros que se encontraban en situación migratoria irregular en la República Dominicana, durante el pasado mes de mayo.

La Dirección General de Migración  informó en un comunicado de que, de ese total, 6,038 fueron no admitidos al intentar ingresar al país, mientras que 5,189 extranjeros de diferentes nacionalidades fueron deportados.

Los extranjeros deportados y no admitidos eran provenientes de Albania, China, Estados Unidos, Haití, Sudáfrica y Venezuela.