De acuerdo con el expediente del Ministerio Público, en 2010 la víctima Yosetina Altagracia Santos de Rodríguez terminó su relación con Abreu Corona por los abusos físicos y psicológicos a los que la sometía.

SANTIAGO.- La Fiscalía de Santiago obtuvo una condena de 30 años de prisión contra un hombre que pagó para que le lanzaran el denominado “ácido del diablo” a su expareja.

Se trata de Cándido Fausto Félix Abreu Corona, quien fue declarado culpable por el Tercer Tribunal Colegiado de este Distrito Judicial, integrado por los jueces José Francisco de Asís, Deyanira Méndez y Alicia Mabel Guzmán.

El fiscal litigante Juan Elías Pérez presentó en el juicio de fondo las pruebas que demostraron la responsabilidad penal del procesado.

De acuerdo con el expediente del Ministerio Público, en 2010 la víctima Yosetina Altagracia Santos de Rodríguez terminó su relación con Abreu Corona por los abusos físicos y psicológicos a los que la sometía.

En 2014, el imputado contrató a otro hombre, quien se encuentra prófugo, para que desfigurara el rostro y cuerpo de la mujer.

El 22 de septiembre de ese mismo año, la víctima caminaba de regreso a su casa, cuando fue interceptada por el agresor pagado, quien le lanzó un líquido desconocido, presumiblemente “ácido del diablo”, y emprendió la huida.