La medida cautelar le fue impuesta al joven Hernández Almonte, por tratarse de un hecho que atentaría contra la seguridad nacional.

SANTIAGO.- La Oficina de Atención Permanente de los Servicios Judiciales de Santiago, dicto tres meses  de prisión preventiva contra el joven Jorge Rafael Hernández Almonte, que la mañana del 28 de mayo, llamo al aeropuerto internacional Cibao, sobre una supuesta amenaza de bomba.

La medida cautelar le fue impuesta al joven Hernández Almonte, por tratarse de un hecho que atentaría contra la seguridad nacional.

El imputado había confirmado a los  investigadores de los organismos de inteligencia del Estado, que llamo a la terminal aérea, porque su novia había terminado con él y para hacerle pasar un momento de angustia decidió crear la falsa alarma.

Esa llamada provoco que fuera activado el protocolo de seguridad  que para ataques terroristas los aeropuertos deciden ejecutar.

Luego de comprobar que se trató de una falsa alarma, las actividades en el aeropuerto Cibao continuaron con normalidad.

José Rafael  Hernández Almonte, deberá cumplir la medida cautelar en la cárcel San Felipe de Puerto Plata.