La queja de la legisladora surgió, según aseguró, porque había pedido el uso de la palabra antes que otros de sus compañeros,; sin embargo, algunos integrantes del hemiciclo tuvieron la oportunidad de expresarse primero que ella.

SANTO DOMINGO.- La intervención de la diputada por la provincia María Trinidad Sánchez, Priscila D’ Oleo, en la sesión de la Cámara de Diputados de este miércoles,  se inició con una queja directa: “hasta el uso de la palabra se me quería negar”.

La queja de la legisladora surgió, según aseguró, porque había pedido el uso de la palabra antes que otros de sus compañeros,; sin embargo, algunos integrantes del hemiciclo tuvieron la oportunidad de expresarse primero que ella, acción que la llevó a alegar ausencia de democracia "porque hasta el uso de la palabra me querían negar".

Ante las expresiones de la joven, el presidente de la Cámara de Diputados, Alfredo Pacheco, fue directo y no titubeó para mandarla a leer el reglamento de cómo se otorga la palabra en el hemiciclo, tras cuestionarla en torno a quien le quería negar su derecho a expresarse.

“Yo sé que se escucha mal, pero la invito a que lea el reglamento”, le sugirió Pacheco.

"Lo he leído el reglamento, bastante que me ha interesado” respondió.

Asimismo, fue enérgica al decir que esa curul nadie se la regaló y que por el contrario se la ganó con mucho esfuerzo.