La primera promoción del cuerpo de Hombres Rana fue egresada el 24 de octubre de 1959 y la segunda el 25 de febrero de 1964, la tercera ya estaba lista pero la graduación no se realizó por el estallido de la revolución.

SANTO DOMINGO.- Comandados por el coronel Manuel Ramón Montés Arache, estos soldados decidieron voluntariamente seguir a su líder. El nombre de “Hombres Rana” infundía respeto entre los soldados de San Isidro e incluso entre los norteamericanos, dadas las intrépidas acciones que comenzaron a desarrollar desde los primeros días de la contienda, con las cuales causaron las primeras bajas a la 82 División Aerotransportada del Ejército Invasor.

Nacieron cuando en 1957 Marcos Tobías Soncini, italiano, le sugiere al entonces Jefe de Estado Mayor de la Marina de Guerra, almirante Rafael B. Richarson L., la idea de crear un equipo de comandos navales, similar a la Décima Flota Max, de la marina Italiana que combatió contra los ingleses en el mar mediterráneo en la II Guerra Mundial, neutralizando importantes unidades navales inglesas.

Para desarrollar operaciones de comandos contra posibles enemigos del régimen, pensando sobre todo en los gobiernos democráticos que rechazaban la dictadura trujillista.

Los preparativos para integrar este grupo de comandos, se comenzaron, a mediados del 1957, por llamar a preselección cinco mil miembros de las fuerzas armadas, se hicieron algunas pruebas, pero luego se decidió que estos hombres pertenecieran a la Marina de Guerra, por la naturaleza del cuerpo élite, de donde nace el nombre de Hombres Rana.

Estos efectivos fueron entrenados por siete instructores traídos desde Italia de los cuales dos, Victorio Tudesco e Illio Capozzi, habían participado de forma destacada en la Segunda Guerra Mundial, en la Décima Flotilla Max y en el Ejército Italiano que peleó contra los ingleses en Etiopía, respectivamente.

Un grupo de expertos soldados italianos que pertenecieron a una unidad élite de paracaidistas italianos, expertos en el manejo de explosivos, y tácticas de combate, asalto, reconocimiento, infiltración, entre otras especialidades de comandos, eran los encargados de los entrenamientos a los ranas. El último, Elio Volpi, se encargaría de la preparación de combate cuerpo a cuerpo, enseñando técnicas de Jiu-jitsu.

La primera promoción del cuerpo de Hombres Rana fue egresada el 24 de octubre de 1959 y la segunda el 25 de febrero de 1964, la tercera ya estaba lista pero la graduación no se realizó por el estallido de la revolución.