Niños intoxicados

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El Ministerio de Educación dispuso una investigación sobre el caso de 53 niños de la escuela Eduviges Bravo, de la comunidad Baoba del Piñal, municipio de Cabrera, que se mostraron indispuestos luego de ingerir la leche que acompañaba el desayuno escolar.

El licenciado René Jáquez, Director del Instituto Nacional de Bienestar Estudiantil, dijo que todos los estudiantes afectados están en sus casas luego de recibir atenciones médicas. El plantel cuenta con una matrícula de 654  estudiantes

Informó que tan pronto se tuvo conocimiento de la situación, se tomaron las medidas de lugar contenidas en el protocolo utilizado para estos casos.

Esas medidas son someter a los afectados a cuidados médicos en el hospital más cercano, suspensión inmediata de la leche destinada a los niños  y someter el producto a los análisis microbiológicos correspondientes.

De los 53 niños que sufrieron malestares tras ingerir la leche que acompañaba el desayuno escolar, 51 fueron despachados a sus viviendas y dos fueron dejados en observación.

Jáquez explicó que el laboratorio que analiza la leche a la que se atribuye el percance sufrido por los niños de la escuela pública  Eduviges Bravo, tiene un plazo de 72 horas para rendir el resultado de su análisis.

“Pero no podemos hablar de intoxicación hasta tanto tengamos los resultados de esos análisis, pero sí podemos asegurar que todos los niños están fuera de peligro. La sintomatología no pasó de vómitos y algunos mareos”; agregó el director del Instituto de Bienestar Estudiantil.

El funcionario informó que despachó hacia Baoba del Piñal a los técnicos de laboratorio que harán los análisis correspondientes a la leche ingerida por los niños y que se presume les causó el malestar.