Sin embargo, reconoció que en las zonas en las que constituye un problema debe ser solucionado.

SANTO DOMINGO.- El sargazo, que pudiera ser calificado por hoteleros como el gran enemigo del turismo actualmente, “no es un problema de esa magnitud”, sentenció hoy el ambientalista Luis Carvajal.

El miembro de la Academia de Ciencias explicó que esta microalga también trae consigo efectos positivos al ecosistema de las playas y ayuda a la pesca.

“El sargazo no es necesariamente una desgracia desde el punto de vista ambiental, es una consecuencia de una situación planetaria (…) este sargazo es un segmentante y un estabilizador de las dunas costeras y de la zona precostera”, reveló en El Despertador del Grupo SIN.

En cuanto a la pesca dijo que ha sabido de quienes se dedican a esta actividad que “las sombras del sargazo han permitido incrementar la pesca de mediana altura”.

Sin embargo, reconoció que en las zonas en las que constituye un problema debe ser solucionado.

“Ahí donde él llega y es un problema hay que buscar salidas. Y las salidas pueden implicar desde buscar mecanismos para su aprovechamiento o barreras que no tengan impacto ecológico de largo plazo terrible”, agregó.

Dijo que la malla, aunque pudiera ayudar “puede estar acarreando impactos ambientales mucho más perjudiciales a largo plazo para los propios sistemas que está defendiendo”.

Vea la entrevista completa: