A su llegada al Congreso, los manifestantes fueron recibidos por una delegación legislativa que se comprometió en evaluar sus demandas.

Por: Sandy Cuevas

SANTO DOMINGO.- Cuando apenas faltan unos meses para que la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) comience las clases presenciales, los empleados marcharon este miércoles al Congreso Nacional para exigir aumento salarial y otras reivindicaciones laborales que ya habían sido acordadas con las autoridades y amenazaron con emprender una huelga.

Con pancartas y consignas, recorrieron a pie desde el campus universitario a la sede del Congreso para demandar el incremento del 30 por ciento a sus salarios y a las pensiones de quienes ya se jubilaron.

Los gremialistas aseguraron que en febrero suscribieron un acuerdo con las autoridades para realizar el aumento salarial y otros beneficios que aún no se han concretado.

El presidente de FAPROUASD, Pastor de la Rosa, también insistió en la necesidad de que el presupuesto público del 2022 aumente las partidas para la universidad.

El vicerrector administrativo UASD, Pablo Valdez, advirtió que de no cumplirse los acuerdos con el gobierno, los gremialistas realizarán una huelga en todos los campus de la universidad, a la que se sumarán los estudiantes.

El diputado por la provincia Peravia, Luis Báez, se comprometió en ser el vocero de los gremialistas dentro del Congreso para las demandas sean atendidas.

A su llegada al Congreso, los manifestantes fueron recibidos por una delegación legislativa que se comprometió en evaluar sus demandas.