La denuncia la hizo el ministro de Interior y Policía, Jesús "Chú" Vásquez,

SANTO DOMINGO.- El contrato supuestamente leonino con el que el Estado otorgó la concesión del laboratorio balístico a una empresa privada fue firmado por José Ramón Fadul y ha representado ingresos por más de 2,600 millones de pesos para los empresarios de Lonfi Capital SRI.

Este contrato se habría firmado el 8 de agosto de 2011 “previo a una declaratoria de emergencia y seguridad nacional, sin existir ningún motivo legítimo para tal consideración”, denunció el ministro de Interior, Jesús “Chú” Vásquez.

La empresa beneficiada obtuvo la Construcción y Administración del Laboratorio Balístico del país, que estará encargado de hacer las capturas de huellas balísticas de las armas de fuego en el país.

Este contrato, denunció Vásquez, se firmó previo a una declaratoria de emergencia y seguridad nacional, "sin existir ningún motivo legítimo para tal consideración". Dijo también que fue firmado previo a una declaratoria de información reservado y se realizó de grado a grado.

Otras supuestas irregularidades que afirma se encontraron en el contrato es que"es lesiva al interés nacional, toda vez que no existe un equilibrio económico en el mismo, el concesionario no tenía experiencia previa, ni aval técnico y económico", además de que, supuestamente, el contrato "fue suscrito sin la provisión de una fianza de fiel cumplimiento".