Para la señora Minerva De la Cruz, tan solo ver el cielo nublado le preocupa y es que tanto su casa como la de su madre se inundan con el desbordamiento del río Boba.

REDACCIÓN.- El inicio de  la temporada ciclónica incrementa el temor en los residentes  de una comunidad en el Municipio de Nagua que temen ante la demora en la construcción de un muro que impida que el río penetre a su sector y pueda producir grandes daños como los ocurridos  con la tormenta Irma y María.

Para la señora Minerva De la Cruz, tan solo ver el cielo nublado le preocupa y es que tanto su casa como la de su madre se inundan con el desbordamiento del río Boba.

La preocupación de los comunitarios en el Distrito municipal Las Gordas en el municipio de Nagua es que ante la falta de construcción del muro vuelva a suceder como en las tormentas Irma y María cuando cientos de familias perdieron todo lo que tenían.

Se quejaron de que las autoridades aún no inician la construcción del muro de gavión con el que sus vidas y pertenencias pudieran estar a salvo ante los fenómenos atmosféricos.

Los agricultores expresaron su temor debido a que sus cultivos de arroz y otros rubros son destruidos por las inundaciones.

Producto de las inundaciones los residentes expresaron que duran hasta cinco días sacando agua y lodo de sus casas lo cual produce enfermedades.