El ministro de Educación reconoció este lunes que todavía faltan algunos planteles sin concluir, pero según Roberto Fulcar, no por falta de interés, coordinación o dedicación, sino por falta de tiempo.

SANTO DOMINGO.-Entre el optimismo y los desafíos por la falta de maestros, libros y de cientos de escuelas cuya rehabilitación aún está en proceso, inició este lunes el año escolar para más de 2 millones de estudiantes del Sistema de Educación Pública.

En el acto oficial de regreso a las clases realizado en la escuela básica  Antonio Duvergé del sector de Honduras en el Distrito Nacional, el ministro de Educación reconoció este lunes que todavía faltan algunos planteles sin concluir, pero según Roberto Fulcar, no por falta de interés, coordinación o dedicación, sino por falta de tiempo.

"Por eso mis queridos padres, madres, tutores, maestros, les pido paciencia y comprensión y compañía, porque no vamos a desmayar mientras falte uno por concluir y ponerlo en las condiciones que merecen nuestros estudiantes y la comunidad educativa", dijo