Agente Migratorio sale de RD por temor por su vida y responsabiliza un subdirector de Migración de un atentado en su contra en el que recibió dos disparos, mientras este sostiene que se trata de un plan del director de Migración, a quien asegura la Contraloría General investiga por irregularidades.

SANTO DOMINGO.-  Un agente migratorio con asiento en Santiago salió del país por temor por su vida, y previo a su salida ofreció en exclusiva su denuncia a El Informe con Alicia Ortega, en la que responsabilizó al subdirector de Migración con asiento en Santiago de un atentado en su contra en el que recibió dos disparos.

El agente Migratorio Jesús Manuel Rodríguez, de la Dirección General de Migración, abandonó la República Dominicana el viernes 8 de octubre con el sobresalto de la desprotección, después de lo que llamó un trabajo cumplido por orden del director general de Migración, Enrique García.

“De lo que sucedió el 27 de julio, cuando me dispararon, yo responsabilizo a Dionisio Cruz y a su sobrino Guillermo Angeli Cordero”, declaró Rodríguez a El Informe, en referencia al hecho ocurrido en Santiago la noche del 27 de julio alrededor de las 9:30 de la noche, cuando recibió dos disparos.

Ante la denuncia, el subdirector Dionisio Cruz declaró a El Informe “creo que hay un interés de dañar y creo que sé de donde viene, por donde viene”, explicó, al tiempo de revelar que la Contraloría General de la República lo interrogó con relación a “una investigación” que levantan en contra del director general de Migración, Enrique García.

“…me llamaron, me interrogaron durante dos horas, me dijeron que eran ordenados por el presidente de la República, se llama Departamento Antifraude de la Contraloría y me hicieron varias preguntas”, declaró. El Informe confirmó que dicha investigación está en marcha.

Rodríguez sostiene que el propio director general de Migración lo involucró  en una investigación sobre supuestas irregularidades en la subdirección de Migración en Santiago, en la cual pudo comprobar acciones dolosas.

Entre las acciones dolosas citó el  negocio con las piezas de los vehículos retenidos a indocumentados por personal de la subdirección de Migración en Santiago ligados al subdirector Cruz y, además, comprobó un personal en licencia permanente, que nunca trabajaba porque “las botellas las tenían así”.

También, dijo que comprobó que los indocumentados haitianos que eran retenidos en el Cibao por Migración, los negociaban entre “10 mil pesos y 15 mil pesos” cada uno.

Dichas imputaciones Dionisio Cruz las descartó bajo el argumento de que “yo mandé a cancelar dos, que él lo sabe, o sea, lo sabe Enrique, él mismo me lo cancelaba, porque yo no nombro”, dijo, en referencia a Enrique García, titular de la Dirección General de Migración.

En la entrevista con El Informe, Jesús Manuel Rodríguez dijo esperar “que haya justicia” y lamentó tener que dejar el país para preservar su vida, “uno sabiendo que aquí se pueden hacer cosas buenas”.

El Informe realizó ingentes esfuerzos por conocer la versión del director general de Migración sobre la denuncia, pero la institución dijo que darían respuesta después de que saliera El Informe este lunes.