Rafael Jourdain (archivo)

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Familiares y abogados de Justo Félix Sandoval Acosta, acusado por las autoridades de la desaparición y asesinato del niño Rafael Eduardo Jourdain, dijeron este viernes que la muerte del menor se debe a un ajuste de cuentas porque el caso no está claro.

Alegan que Sandoval Acosta es inocente y que a éste le fueron dictados tres meses de prisión en la cárcel de Najayo de manera injusta.

El niño de cuatro años desapareció el 14 de abril del presente año.

Los parientes de Justo Félix Sandoval Acosta hablaron hoy en la Fiscalía de la provincia Santo Domingo, donde le revisarían la medida de coerción pero fue aplazada por tiempo indefinido.