El anuncio fue hecho por el Comisionado para la Reforma Policial, José Vila del Castillo, acompañado del ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez Martínez.

SANTO DOMINGO.- El Gobierno dispuso este jueves un conjunto de medidas para garantizar la integridad física y los derechos humanos de las personas arrestadas por agentes de la Policía Nacional, que incluyen la instalación de cámaras en todas las patrullas y todos destacamentos.

Igualmente, dispuso la instalación de un centro de control y monitoreo de los destacamentos en el Ministerio de Interior y Policía y la coordinación con el Ministerio de Salud Pública de un programa especial para evaluar las condiciones de salud de los apresados temporales.

El anuncio fue hecho por el Comisionado para la Reforma Policial, José Vila del Castillo, acompañado del ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez Martínez.

Vila del Castillo dijo que se logrará un cuerpo policial transformado que inspire confianza, brinde seguridad y sea respetado por la ciudadanía.

La reforma policial es una de las principales prioridades del Gobierno del presidente Luis Abinader.

  1. La ejecución inmediata de la instalación de cámaras en todas las patrullas y la creación de un centro operativo policial en tiempo real, contando con el apoyo de las cámaras fijas del 9-1-1 y las cámaras móviles incorporadas a las patrullas.
  2. Implantación del Sistema Policial de Consulta Criminológica en los teléfonos de las patrullas para la depuración no intrusiva y respetuosa de los ciudadanos que sean requeridos por la autoridad en cualquier circunstancia.
  3. Creación de un Centro Nacional de Control de Tránsito, Revisión y Mejora de la inspectoría de tráfico.
  4. Instalación de cámaras en todos los destacamentos.
  5. La instalación de un centro de control y monitoreo de los destacamentos en el Ministerio de Interior y Policía.
  6. Colocar bajo la supervisión directa del Ministerio de Interior y Policía al departamento de Asuntos Internos de la Policía Nacional, con el fin de garantizar la investigación pronta y rigurosa de los casos que surjan.
  7. Mejora de los sistemas y procesos de la Inspectoría General, dotándola de mayores capacidades de control e instrucción de casos.
  8. Acelerar la realización de pruebas de integridad de todos los agentes, comenzando por los altos cargos de la Policía Nacional.
  9. Implementación de guías obligatorias de actuación, basadas en la responsabilidad descentralizada.
  10. Implantación de medidas urgentes de formación complementaria a todos los agentes en 3 áreas como mínimo, entre ellas: gestión de crisis, derechos humanos y actuación policial.
  11. Ratificar previo acuerdo parlamentario, e implementar el Protocolo Facultativo de la Convención contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes de las Naciones Unidas, que dará acceso a los ciudadanos a la justicia internacional.

La medida 11, obligará al Estado a cumplir con los estándares internacionales en la materia.   Para ello, en los próximos días, se solicitará el apoyo de la Oficina del Coordinador Residente de las Naciones Unidas, para junto a él, iniciar los trabajos.Coordinar con el Ministerio de Salud, un programa especial para evaluar las condiciones de salud de los apresados temporales.

12. Coordinar con el Ministerio de Salud, un programa especial para evaluar las condiciones de salud de los apresados temporales.

13. Reorganizar el departamento de comunicaciones de la Policía Nacional, en coordinación con el gabinete de Presidencia correspondiente, e implementar nuevos lineamientos de comunicación que impidan versiones erradas y deformaciones informativas.